El presidente de la Junta de Andalucía: «Las políticas de familia deben reconocer también los derechos sociales».
El alcalde de Sevilla: «No hay que volver a conceptos reaccionarios a la hora de afrontar los problemas de padres e hijos».